9 de mayo de 2009

Reflexiones de la ociosidad

Tómelo con calma

Dra. Teraiza Meza

Publicado en el Diario Frontera de la ciudad de Mérida el Domingo 28 de Marzo de 1999.

“No es la experiencia del día de hoy lo que vuelve loco a los hombres es el remordimiento por algo que sucedió ayer, y el miedo a lo que pueda traer el mañana” (Robert Jones Burdette).

Cuando salgo en la mañana a trabajar y observo la cantidad de personas que dejan sus casas y comienzan sus tareas diarias me pregunto que pasa por sus mentes “Que si el sueldo no alcanza, la economía, que si el frío o el calor, con quien dejo a mis hijos…..” también sospecho la gran cantidad de preocupaciones que tiene encima.
Hay seres en este mundo que se preocupa compulsivamente, esto genera ansiedad. Hay que recordar que mientras nos mortificamos dejamos de vivir el presente y evitamos enfrentarnos a las situaciones cotidianas.

Si usted esta en esta situación es recomendable optar por una postura critica, autogestiónese lo siguiente:
¿Qué tan probable es que el presunto hecho ocurra?
¿Cuáles son las alternativas que tengo en el caso de pase lo que temo?
¿Qué pasos puedo dar en la situación hipotética?
¿Realmente sirve de algo que me preocupe en este momento?

Al cuestionarse rompe el círculo vicioso preocupación – ansiedad. (Extracto)