18 de mayo de 2009

Reflexiones de la ociosidad

Ecce Homo

Publicado en el Diario Frontera de la ciudad de Merida el 10 de Diciembre del 2004

Dra. Teraiza Mesa

Honrad Lorenz (1903-1989), zoólogo austriaco galardonado con el premio Novel, escribió un ensayo hermosísimo llamado Ecce Homo, palabras un poco extrañas pero que si la buscamos en el diccionario pues no lo es tanto, significa del latín Ecce: he aquí y homo hombre y es generalmente usado para describir a una persona rota de lastimoso aspecto, verbigracia la imagen de Jesús cuando fue presentado por Pilatos al pueblo. Este doctor porque también fue medico, realizo una analogía entre los mecanismos de la conducta animal y la moral humana.

Según sus observaciones decía que un cuervo podía destruir de un solo picotazo el ojo del otro y que un lobo puede destrozar la yugular de un solo mordisco, pero que entre los animales de la misma especie existen mecanismos por los cuales se imposibilita que entre ellos mismos se maten, el mismo Honrad se hacia el siguiente cuestionamiento “Como comprender que un hombre de naturaleza bondadosa, que ni daría una bofetada a un muchacho desobediente, pudiera ser capaz de lanzar cohetes o dejar caer una alfombra de bombas incendiarias sobre ciudades a la hora del sueño, condenando así a ciento de miles de niños a una muerte atroz entre llamas”.

Me pregunto por simple ejercicio intelectual, no es igual de pavoroso el snobismo utilizado para opacar al otro, la lucha por la territorialidad, la competencia sucia a la cual se enfrentan muchos profesionales para conseguir empleo, la rivalidad entre mujeres y la decadente respetabilidad, ….y paro de contar. Hay que recordar que somos individuos de la misma especie.