18 de junio de 2009

ASI SON LOS NIÑOS

ASI SON LOS NIÑOS
Dra. Teraiza Meza

(Realizado el 5/02/07)

Primer mes:
Me paso casi todo el día durmiendo plácidamente. Solo me despierto y lloro si tengo hambre o estoy muy incómodo. Me tranquiliza oír la voz de mamá y aprendo a mirarla. Si me pones boca abajo puedo sostener mi cabeza unos instantes.
Segundo mes:
Estoy más rato despierto y me interesa ver lo que esta a mi alrededor. Los ruidos fuertes me sorprenden. Me gusta mirar a los ojos y si te mueves te seguiré con la mirada. Cuando me hables o acaricies te responderé con sonrisas y cariños. Me gustan los objetos móviles, que tengan sonido y colores muy vivos.
Tercer mes:
Me gustan mis manos y juego con ellas. Si te acercas te jalo el pelo y te toco la cara. Al cogerme en los brazos puedo sostener mi cabeza erguida un ratito. Boca abajo levanto mi cabeza y me sostengo sobre los brazos.
Cuarto mes:
Grito para llamar tu atención. Reiré a carcajadas si juegas conmigo o me haces cosquillas. Trato de agarrar todo lo que este a mi alcance para llevármelo a la boca y ver a que sabe.
Quinto mes:
Mis pies son divertidísimos, los muevo mucho y pataleo. Reconozco a mi familia y no me gustan los extraños. Mi cabeza no se va de lado.
Sexto mes:
Te contesto con sonidos cuado tu me hablas. Y ya me puedo voltear en la cama sin mucho esfuerzo.
Séptimo mes:
Si me das de comer algo que no me gusta cierro la boca o lo boto. Ya puedo decir algunos monosílabos, y los repito y repito. Ya me puedo sentar pero me tengo que apoyar en mis manos.
Octavo mes:
Lloro si te vas de mi lado y me dejas con extraños. Me esfuerzo si un juguete esta lejos y lo quiero. Me divierte tirarlos y ver como caen y oír el ruido que hacen. ¡YA GATEO!.
Nueve meses:
Puedo aplaudir y decir adiós con la mano. Ya se cuando me van a sacar de paseo y eso me gusta. Miro, escucho y voy aprendiendo cosas nuevas. Ya puedo agarrar cositas pequeñas. Y ya no me caigo porque se sentarme muy bien.
Díez meses:
Me llama la atención los objetos desconocidos e intento cogerlos. Si me esconden un juguete se donde esta e intentaré descubrirlo. ¿Y saben? Ya me pongo de pie, pero gateo porque me da susto dejar el suelo.
Once meses:
Reconozco cuando me nombran a papá o a mamá y los busco. Al decirme que NO te mirare sorprendido. Me gusta comer solo y con mis deditos.
Doce meses:
Ya digo papá o mamá y entenderé muchas cosas de las que me digan. Puedo introducir un objeto dentro de otro. Y hacer torres con cubos grandes. Recorreré la casa solo gateando y agarrándome de los muebles, pero si me ayudas es mucho mas divertido. Abro los cajones y reviso todo así que ¡Cuidado!.
Hasta aquí como ven todo era mas lento y dificultoso pero en adelante ¡la vida se hace mas entretenida!. CHAO.