21 de junio de 2011

Neurobiología del trastorno obsesivo-compulsivo: Aportaciones desde la resonancia magnética funcional

27/abr/2010 · Revista de Neurología. 2010 Abr;50(8):477-485.

Neurobiología del trastorno obsesivo-compulsivo: Aportaciones desde la resonancia magnética funcional (I).

Autor-es: J. Pena-Garijo; M.A. Ruipérez-Rodríguez; A. Barros-Loscertales.
Palabras claves: Neurociencias, Neuroimagen, Neuropsicología, Revisión, RMf, Trastorno obsesivo-compulsivo.

Resumen

Introducción. En los últimos años, la neurociencia ha experimentado un creciente interés por aplicar sus métodos al conocimiento de los trastornos psiquiátricos y una de las herramientas fundamentales para ello son las técnicas de neuroimagen. No obstante, en general, los estudios de aplicación de la resonancia magnética funcional en este ámbito son escasos y, en ocasiones, contradictorios.

Objetivo. En esta primera parte del trabajo se revisa la bibliografía especializada y se describe, de forma crítica, la literatura científica existente hasta la actualidad sobre neuroimagen y neuropsicología de uno de los trastornos más estudiados desde un punto de vista neurobiológico, como es el trastorno obsesivo-compulsivo (TOC).

Desarrollo. Se exponen los aspectos básicos de la investigación neurobiológica en el TOC, que ha mostrado un especial interés en el estudio de sistema corticoestriadotalámico, y que sugiere un déficit en la inhibición de respuesta como posible sustrato cognitivo de los síntomas del TOC. En la segunda parte, se revisarán los artículos sobre la utilización de esta técnica de neuroimagen indexados en las bases de datos médicas más utilizadas sobre el tema desde 1996.

Conclusión. La inhibición de respuesta parece ser un importante dominio cognitivo a la hora de explicar este trastorno. La mayoría de estudios sugiere que el córtex prefrontal (orbitofrontal y cíngulo), los ganglios basales y el tálamo se relacionan con la patogénesis del TOC.

Para acceder al texto completo consulte las características de suscripción de la fuente original: www.revneurol.com

FUENTE: http://www.psiquiatria.com/articulos/ansiedad/trobsesivo/47182/